Descubre cuál es la apuesta clave de SIGRE en la era COVID

Publicado el 23 julio, 2020 por SIGRE

La nueva década se ha estrenado con el desafío global de hacer frente a la crisis sanitaria, social y económica provocada por la COVID-19. Antes del estallido de esta pandemia, la ONU instaba a gobiernos y organizaciones a que el año 2020 marcase el inicio de una década de acciones ambiciosas con el fin de alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para 2030. Lograr ahora estos ODS exige acelerar las soluciones sostenibles dirigidas a los principales desafíos del mundo a los que nos enfrentamos en estos momentos de incertidumbre.

En SIGRE creemos firmemente que el sector privado es un actor esencial para salir de esta crisis y en donde las organizaciones debemos sentirnos parte de la solución y nuestras acciones deben, ahora más que nunca, basarse en los Diez Principios del Pacto Mundial y en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas para acelerar una recuperación verde y una transición justa.

También, de manera paralela a la gestión de esta crisis, seguiremos aportando soluciones eficientes y sostenibles en la lucha contra el cambio climático, la contaminación atmosférica y los residuos, 3 de los problemas medioambientales más importantes en opinión de los ciudadanos, según la encuesta del Eurobarómetro publicada en marzo de este año.

La contribución de SIGRE a los ODS

La trayectoria de SIGRE, iniciada en 2001 y basada en la colaboración y la transparencia, ha permitido consolidar un modelo singular de funcionamiento que contribuye al cumplimiento de aquellos ODS más ligados a la salud pública y al medio ambiente.

ODS SIGRE

Objetivo 3 – Salud y Bienestar

La labor de SIGRE ayuda a evitar la acumulación innecesaria de los restos de medicación en los botiquines domésticos, los accidentes derivados de un uso inadecuado de los mismos y el gran perjuicio para la salud pública y el medio ambiente que se ocasiona si el ciudadano se desprende de ellos a través de la basura o el desagüe.

Además, fomentamos la difusión de un correcto cierre del ciclo de vida de los antibióticos a través del Punto SIGRE de las farmacias, ya que según la Organización Mundial de la Salud (OMS) la resistencia a estos medicamentos es hoy una de las mayores amenazas para la salud mundial, la seguridad alimentaria y el desarrollo.

Objetivo 4 – Educación de calidad

Entre otras muchas acciones dentro de este ODS, hay que destacar el Plan Educativo desarrollado por SIGRE, que incluye actividades transversales en los tres niveles educativos:

Asimismo, a lo largo del pasado año, SIGRE ha elaborado materiales didácticos para educación infantil y ha puesto a disposición de las “Aulas de Farmacia simuladas” de Facultades de Farmacia un Punto SIGRE a efectos didácticos.

Objetivo 6 – Agua limpia y saneamiento

Uno de los objetivos prioritarios de SIGRE es lograr que los residuos de medicamentos no se arrojen por el desagüe de los domicilios, con el consiguiente riesgo de contaminación de las aguas superficiales o subterráneas.

Objetivo 9 – Industria, innovación e infraestructura

Destacamos, entre otras medidas y soluciones, la herramienta SIGRELAB, diseñada exclusivamente para la actividad de SIGRE, en donde se recopila información, cuantitativa y cualitativa sobre los envases de medicamentos que anualmente se ponen en el mercado y sus características técnicas, a efectos de evaluar las actividades de ecodiseño así como la tipología y posible reciclado de los distintos materiales utilizados.

Asimismo, SIGRE coordina tanto el Comité Técnico de la Red Iberoamericana de Programas Posconsumo de Medicamentos, en el que se estudian y analizan las alternativas existentes y se recopilan las mejores técnicas disponibles en el tratamiento de los residuos de medicamentos, como el Consejo Asesor Técnico de la Plataforma Tecnológica de Envases y Embalajes (Packnet), donde se perfilan las diferentes líneas de actividad a desarrollar por la plataforma.

Por otro lado, la Planta de Clasificación de Envases y Residuos de Medicamentos está incorporando numerosas innovaciones tecnológicas en la clasificación de los residuos de medicamentos, con el fin de mejorar las tasas y calidad de reciclado de los materiales de los envases.

Objetivo 11 – Ciudades y comunidades sostenibles

La actividad de SIGRE contribuye positivamente a la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos en dos ámbitos complementarios: salud y medio ambiente, y también participa del concepto de ciudad inteligente o “Smart City”, gracias al sistema cerrado de logística inversa de recogida de los residuos de medicamentos y sus envases.

Objetivo 12 – Producción y consumo responsables

Nuestra actividad está íntimamente ligada a este objetivo, ya que somos un SCRAP (Sistema Colectivo de Responsabilidad Ampliada del Productor) encargado de la recogida, transporte, tratamiento, recuperación, reciclado y otras formas de valorización y/o eliminación de los residuos de medicamentos y sus envases generados en los domicilios particulares.

Objetivo 13 – Acción por el clima

SIGRE ha obtenido el “Sello de cálculo de huella de carbono” del Ministerio para la Transición Ecológica, con el que asume el compromiso de contribuir a paliar la emergencia climática para atenuar sus efectos sobre el clima, la biodiversidad o la salud pública.

Además, mediante nuestros Sistemas de Gestión Ambiental y de Energía certificados por AENOR, impulsamos una economía baja en carbono, reduciendo las emisiones de CO2 y promoviendo la eficiencia energética.

Objetivo 17 – Alianzas para lograr objetivos

Hay que destacar que, desde el año 2012, SIGRE es miembro del Comité Ejecutivo de la Red Española del Pacto Mundial de Naciones Unidas, desde donde participamos en uno de los retos más ambiciosos de la humanidad: contribuir al cumplimiento de los ODS de la Agenda 2030.

Asimismo, SIGRE ha liderado la puesta en marcha de la Red Iberoamericana de Programas Posconsumo de Medicamentos (RIPPM) y preside la Plataforma Posconsumo de Medicamentos, foro creado recientemente por la RIPPM para promover la  creación de programas que implanten las mejores prácticas en la gestión de los medicamentos caducados o no utilizados, con el fin de ofrecerle a estos residuos el adecuado tratamiento medioambiental, al tiempo que se lucha contra las falsificaciones y el uso ilícito de los medicamentos.

Si quieres conocer en profundidad todas las medidas adoptadas por SIGRE para contribuir al cumplimiento de estos ocho ODS, no dudes en consultar nuestra Memoria de Sostenibilidad 2019.

Mediante su participación en SIGRE, el sector farmacéutico contribuye activamente a reforzar los aspectos ambientales relacionados con el ciclo de vida del medicamento, desde el ecodiseño del envase de un producto tan esencial para nuestra salud, hasta la gestión de los residuos que se generan por el consumo de dichos medicamentos una vez finalizado el tratamiento.

A través de SIGRE, se garantiza el control de estos residuos y se evitan daños a la salud de las personas y al medio ambiente.

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.